22 de mayo de 2013

Del campo, la huerta y el río a los consumidores

Con el acompañamiento del INTA, se realizó en San Pedro –Buenos Aires– una feria que integró a más de 70 agricultores de pequeña escala. Un ejemplo de inclusión y de soberanía alimentaria.

  • 0

Con una amplia oferta de productos, se realizó en San Pedro la feria “Frutos de la feria y el río”. Allí, con el acompañamiento del INTA, más de 70 agricultores de pequeña escala expusieron una amplia oferta de productos: frutas y verduras, dulces, quesos y miel, plantas, mantas, bufandas y guantes, entre otros.

En la muestra colectiva Frutos de la tierra y el río, las ventas alcanzaron el 80% de los productos presentados en los stands. Daniel Somma, Director del Centro Regional Buenos Aires Norte del INTA, destacó la importancia y el desafío que significa acercar alimentos frescos y saludables a la población.

“Relacionarnos con la agricultura familiar implica un desafío especial. Un desafío que a la vez tiene una potencia muy importante: la posibilidad de aportar alimentos frescos, saludables y accesibles para la población”, explicó el Director del Centro Regional Buenos Aires Norte del INTA.

De acuerdo con Somma, es fundamental la disposición y el entusiasmo de los productores que “toman este espacio como un punto inicial de relación con los consumidores para ir construyendo juntos una perspectiva de soberanía alimentaria”.

En la muestra colectiva Frutos de la tierra y el río, las ventas alcanzaron el 80% de los productos presentados en los stands.

Isaac Cordobés del Centro de Coordinación San Pedro del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación, señaló que esta feria “es una experiencia inédita que era necesaria. La evaluación es positiva tanto adentro como hacia afuera”, expresó y agregó: “A pesar de la falta de eco en la institucionalidad sampedrina, para los productores y para el que pudo pasar a pesar de la lluvia, llama la atención”.

Por su parte, Pablo Ojea, de la Dirección de Producción de la Municipalidad de San Pedro aseguró: “Misión cumplida. Hemos podido lograr la articulación plena. La comunicación plena, y sobre todo ver a la gente contenta”. Luego recordó que este evento es sólo una parte de una tarea más amplia destinada a consolidar la inclusión de la producción familiar.

Así mismo, Somma, concluyó: “Hablé con varios productores, realmente es muy estimulante la intención de continuar con este esfuerzo, de exigirnos más. Forma parte de esta relación cercana y fluida que queremos construir con los productores y la intención de llevar esta alternativa frente a una expectativa distinta de relación entre productores y consumidores a otros lugares de la región”.

“Es una experiencia inédita que era necesaria. La evaluación es positiva tanto adentro como hacia afuera”, expresó Isaac Cordobés.